Banner
Banner
Ciudad Obregón, Sonora
17 de Noviembre de 2017
Descarta Trife dados cargados en 2018
Redacción
13 de Octubre de 2017

Magistrados de la Sala Superior del Tribunal Electoral federal descartaron que esa autoridad actúe para favorecer o afectar a un partido en particular, y se comprometieron a conducirse con imparcialidad en la elección del próximo año.

El Magistrado José Luis Vargas rechazó que los integrantes de la Sala Superior estén alineados con el PRI, ante señalamientos de la Oposición y activistas que han acusado que las sentencias del tribunal respecto de la fiscalización de la elección de Coahuila le han abierto el camino al priista Miguel Riquelme.

Entrevistado tras participar en un foro organizado por el INE, sostuvo que los siete Magistrados que conforman la Sala Superior pasaron por la evaluación de la Suprema Corte de Justicia y fueron avalados por el voto mayoritario de los partidos en el Senado.

"Respecto a la afirmación de un tipo de vinculación con un partido, yo le diría que es falso", afirmó.

Vargas aseveró que los criterios seguidos por la Sala Superior en la revisión de la fiscalización de Coahuila son los mismos atendidos para los comicios de Nayarit y el Estado de México.

Insistió en que el INE no garantizó el derecho de audiencia de Riquelme para que pudiera presentar comprobantes que aclararan el ejercicio de 429 mil pesos que habían sido contabilizados al tope de sus gastos de campaña.

"(Las sentencias) consisten en una revisión exhaustiva de la actuación de la autoridad electoral, a veces ha habido cuestiones que tienen que ver con el debido proceso, si se le respetaron las garantías de audiencia, si existió el plazo suficiente para una defensa adecuada de parte de ese u otros partidos.

"Nuestra obligación es verificar que la autoridad electoral haya actuado con apego a derecho, y cuando no es así, como es el caso, se reenvía al INE para que se respeten esos procedimientos elementales a que tienen derecho los partidos, como cualquier sujeto regulado", alegó.

En cuanto a las sentencias en las que el tribunal ordenó al PRD y al PT renovar sus dirigencias nacionales, dijo que la Sala Superior únicamente se pronunció por que ambos partidos respeten lo que ellos mismos establecieron en su norma fundamental, que son los estatutos.

"Lo que nosotros hicimos es atender impugnaciones de militantes que están reclamando lo que establecen las leyes de los propios partidos, con lo cual, para que pueda haber democracia externa, tiene que haber democracia interna en los partidos políticos", subrayó.

Por su parte, la presidenta del tribunal, Janine Otálora, dijo que las autoridades electorales no deben colocarse en medio de la disputa por el poder político, sino por encima de los actores involucrados y con apego al mandato constitucional.

Durante su ponencia en la clausura del foro, aseguró que tanto el INE como el tribunal actuarán de manera independiente en el proceso electoral de 2018.

"Nuestro interés no es que gane determinado candidato o candidata, nuestro interés, exclusivamente, es que se respeten los derechos de los ciudadanos y el orden legal.

"Por eso, las autoridades electorales mantendremos nuestra neutralidad, independencia y capacidad de actuar por encima de las disputas políticas, y es en este sentido que tanto el INE como el Tribunal Electoral hemos venido desarrollando nuestro trabajo en completa coordinación y diálogo entre las instituciones", defendió.